¿Cómo funciona el procesamiento de pagos?

Aunque las tarjetas de crédito ofrecen comodidad y seguridad a personas de todo el mundo, hay muchas partes implicadas en el proceso de confirmación de las transacciones con tarjeta. En la verificación de una sola transacción suelen intervenir de seis a ocho intermediarios.

Los intermediarios que intervienen en una sola transacción

El proceso de verificación de las transacciones comienza cuando se pasa una tarjeta de crédito por un terminal de pago de un comercio. Estas terminales punto de venta son el primer intermediario y proporcionan a los comerciantes la capacidad de aceptar las principales tarjetas de crédito.

En la verificación de una transacción intervienen las empresas grandes que generar toda la seguridad alrededor de las tarjetas, como por ejemplo, Visa, Mastercard y los bancos emisores de tarjetas de crédito.

Los procesadores de tarjetas de crédito, también conocidos como adquirentes, actúan como mensajeros entre los comerciantes y las asociaciones de tarjetas de crédito, son los que transmiten la información de los lotes, así como las solicitudes de autorización para que los comerciantes puedan completar las transacciones.

Otro intermediario es un proveedor de cuentas comerciales, o una empresa que gestiona los servicios de procesamiento de tarjetas de crédito (por ejemplo, ventas y asistencia).

El proceso de verificación

La autorización es el primer paso en la verificación de la transacción, lo primero que hace es verificar el saldo de la cuenta y asegurarse de que el titular de la tarjeta dispone de fondos suficientes para realizar la compra. A continuación, los fondos se retienen en el paso de captura hasta que se produce la liquidación.

Para liquidar una transacción, varios bancos, empresas de tarjetas de crédito y otras partes interesadas deben sincronizar la actividad de la transacción. La duración de este proceso puede durar desde unos días hasta dos semanas, lo que supone una carga para los flujos de efectivo en los comercios.

Así es como funciona en general una transacción, cuando alguien va y compra con sus tarjetas, pero ¿Cómo funciona en lo digital?.

Procesamiento de pagos

¿Cómo funciona una compra en línea?

Empecemos por lo básico. Hay tres componentes de cualquier plataforma de procesamiento de pagos web:

Cuenta de comerciante. Se trata de una cuenta bancaria que permite el procesamiento de pagos en línea para las empresas de Internet. La cuenta bancaria de tu comercio o cuenta de comerciante se obtiene a través de una empresa de procesamiento de pagos, un contratista independiente o un gran banco. Sin ella, no se tendría dónde guardar el dinero que pagan los clientes.

Procesador de pagos. Una empresa de procesamiento de pagos o una institución financiera se encarga de las transacciones entre los bancos (el del cliente y el comercio). Se ocupan de cuestiones como la validez de las tarjetas de crédito, los fondos disponibles, los límites de las tarjetas, etc. Digamos que el procesador de pagos es la versión digital de una terminal bancaria.

Otra función esencial del procesador de pagos es la seguridad. Es responsabilidad de un procesador de pagos comprobar si la información de la tarjeta es correcta y proteger al comercio de actividades fraudulentas. También se encargan de los distintos errores, las transacciones accidentales y los cargos incorrectos.

Pasarela de pago. Es un mediador entre todas las transacciones del sitio web y el procesador de pagos. Conecta la cuenta del comercio con emisores de tarjetas de crédito y débito como Mastercard y Visa. Se necesita una pasarela de pago porque las medidas de seguridad prohíben transferir datos directamente de un banco a otro. Así que una pasarela de pago es esencial para un sistema de procesamiento de pagos por Internet.

Las entidades que intervienen en los servicios de procesamiento de tarjetas por Internet son el cliente, la empresa, el procesador de pagos, la pasarela de pagos, el banco del cliente y el banco de la empresa.

Algunos proveedores de software de procesamiento de pagos por Internet ofrecen los tres componentes, es decir, la cuenta de comerciante, el procesador de pagos y la pasarela de pagos en una sola plataforma. Otros combinan una cuenta de comerciante y una pasarela de pago con un procesador de pagos de terceros.

Así es como funciona el procesamiento de pagos en línea:

  1.  El cliente paga el artículo en el carrito de compra
  2. El comerciante envía una transacción
  3. La pasarela de pago envía de forma segura la transacción al procesador
  4. El procesador verifica y aprueba la transacción
  5. El banco del cliente envía el dinero al procesador
  6. El procesador envía el dinero al banco del comerciante
  7. El procesador envía el estado de la transacción a la pasarela: aprobada o denegada
  8. El comerciante recibe el mensaje de aprobación o denegación
  9. El comerciante recibe el dinero por el artículo vendido

Estos son los aspectos básicos de todo software de pago en línea. Sin embargo, no cualquiera puede desarrollar este tipo de programa, pues requiere un proveedor de servicios para socios (MSP) o una organización de ventas independiente (ISO).

Normalmente, los grandes bancos proporcionan todos los requisitos financieros, corporativos y técnicos necesarios para que las empresas obtengan el estatus de MSP e ISO. Después de esto se tiene que desarrollar la aplicación web y móvil para la pasarela de pago. Al final, el software deberá permitir a los comerciantes acceder a la información desde el backend para que puedan ver el historial de pagos, cancelaciones y otros datos de las transacciones.

Además, el software debe seguir las normas de seguridad de la PCI para ofrecer soluciones de procesamiento de pagos por Internet a los clientes. El equipo que lo desarrolle deberá incluir fuertes expertos en seguridad para garantizar la tokenización segura de los pagos y la protección de la información de alto nivel.

Por ello, existen soluciones para que cualquier negocio pueda realizar cobros en línea o cada que una marca quiera hacer su página, tendría que contratar a un grupo de expertos para que desarrolle su propio software para las compras en línea.

Eso sí, en el mercado hay muchas opciones y no todas son para todos, pues existen aquellas que requieren de conocimientos en programación, las que aceptan nuevos métodos de pago como las criptomonedas, las que son tan sencillas que únicamente envían un link para procesar el pago, etc. Lo mejor es investigar para conocer sus ventajas y desventajas.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *